Benvinguts.La vostra salut en mans de professionals
article-asi-funciona-higado-55b63314763a2

Así funciona el hígado

El hígado se ubica bajo el diafragma y es un gran órgano asimétrico, con más masa en la parte superior derecha de la cavidad abdominal, debajo del diafragma y por encima del estómago, el riñón derecho y los intestinos.
A nivel anatómico lo divide en dos partes el ligamento falciforme: lóbulo derecho y lóbulo izquierdo. Trabaja en conjunto con la vesícula biliar, que se sitúa en el lado derecho y tanto la propia vesícula como el hígado se comunican con el intestino por medio del canal colédoco.

1. ALMACENA. tiene la capacidad de guardar tanto las vitaminas liposolubles A, D, E y K como el glucógeno. Cuando tu sangre tiene exceso de glucosa, esta se convierte en glucógeno, que se guarda en el hígado para cuando haya una nueva variación de la glucemia (glucosa en sangre) a la baja, momento en el que será liberado glucógeno al torrente sanguíneo para restablecer tus niveles energéticos.

2. DEPURA. En cuanto a su función depurativa, el hígado capta los tóxicos de la sangre, como los derivados nitrogenados procedentes de la destrucción muscular, y los convierte en sustancias inofensivas. Elimina también ciertas bacterias de la sangre y los glóbulos blancos y rojos que ya no realizan correctamente su función. Muchos subproductos derivados de los medicamentos también son destruidos por tu hígado, evitando que por su acumulación causen un cuadro de toxicidad. El alcohol también es un tóxico común que pasa por el filtro de tu hígado, por eso se ve afectado y enferma cuando ha de depurar cantidades elevadas a diario. Aun así cerca de un 15% de las sustancias perjudiciales pueden quedarse sin depurar.

3. SINTENTIZA. Como órgano sintetizador, interviene en el metabolismo de los glúcidos, de lípidos como el colesterol o los triglicéridos y de proteínas como la albúmina. Interviene en la producción de los factores de la coagulación para evitar hemorragias.
También es el órgano en que se segrega la bilis, sustancia que se almacena en la vesícula biliar. La bilis se ocupa de fragmentar los ácidos grasos en gotitas pequeñas, emulsionándolos, para facilitar su digestión al ser así más fácilmente atacadas por los jugos digestivos.

A nivel microscópico, el hígado se compone de unidades que funcionan individualmente, denominadas lóbulos, donde podemos encontrar vasos sanguíneos, canales y cordones intercalados por células hepáticas (hepatocitos), que actúan como zonas de intercambio.

¿Cómo funciona?

Toda la sangre que sale de tu estómago e intestinos, llena de nutrientes y de todo tipo de sustancias que hayas ingerido, pasa por el hígado, que se ocupa de procesarla y de dividir sus componentes entre los aprovechables y los que hay que desechar, por no ser aprovechables o por ser incluso tóxicos. Cuando el hígado ha descompuesto las sustancias nocivas, los subproductos resultantes se excretan en la bilis o en la sangre. Por medio de la bilis son enviados al intestino y, finalmente, salen del cuerpo en las heces. Los que se excretan por la sangre son filtrados por los riñones, y acaban saliendo en forma de orina.

En el caso de su función de almacenamiento, son la insulina y el glucagón las hormonas que dan la orden de convertir la glucosa sanguínea en glucógeno (insulina) o de liberar glucógeno en forma de glucosa a la sangre (glucagón).

Al hígado le llega sangre a través de dos fuentes:

-La arteria hepática, que le lleva sangre oxigenada.

-La vena porta hepática, que le lleva sangre rica en nutrientes.

¿SABÍAS QUÉ…?

– El hígado es el órgano sólido más grande del cuerpo humano, con un peso cercano a los 1.500 gramos en un hombre adulto.

– Se puede regenerar a sí mismo. Gracias a esa extraordinaria capacidad puedes donar parte de tu hígado y el resto se irá recuperando con el tiempo hasta quedar tal cual estaba antes de la donación.

– Su color rojizo deriva de su contenido en sangre, en todo momento alberga entre un 12 y un 14% de todo tu flujo sanguíneo.

– Es el único órgano que recibe el flujo sanguíneo de dos orígenes diferentes: la arteria hepática, que aporta la sangre procedente del corazón, y la vena porta, que aporta la sangre procedente de los intestinos. La sangre sale del hígado a través de las venas hepáticas.

– Es un trabajador incansable que cada hora procesa cerca de 100 litros de sangre (1,5 a 1,6 l por minuto).

– Su función es triple: almacena, depura y sintetiza.

– La vesícula biliar no es imprescindible, por eso se puede extirpar cuando causa problemas.

– Sus patologías más comunes derivan del consumo excesivo de tóxicos, principalmente de alcohol. Cuando se toman más de 30 g al día, el riesgo de fibrosis hepática es elevadísimo.

– Otra patología común es la hepatitis, con sus tipos más comunes A, B y C, por el tipo de virus que la produce, específico de este tipo de enfermedad. Es una inflamación del hígado que puede estar causada no solo por un virus, sino también por bacterias, por anticuerpos o por sustancias tóxicas.

– Los griegos pensaban que en el hígado residían las emociones. Para ellos era el órgano más cercano a la divinidad y creían que sacrificando animales podían examinar sus hígados para saber si iban a tener éxito en sus campañas militares.

13048232_1019494051419430_2063604571529301186_o

Colitis ulcerosa

¿Qué es la Colitis ulcerativa?

Es una afección en la cual el revestimiento del intestino grueso (colon) y el recto resultan inflamados. Esta es una forma de enfermedad intestinal inflamatoria (EII). La enfermedad de Crohn es una enfermedad relacionada.

Causas
La causa de la colitis ulcerativa se desconoce. Las personas que padecen esta afección tienen problemas con el sistema inmunitario. Sin embargo, no está claro si los problemas inmunitarios causan esta enfermedad. El estrés y ciertos alimentos pueden desencadenar los síntomas, pero no causan la colitis ulcerativa.

La colitis ulcerativa puede afectar a cualquier grupo de edad. Hay picos en edades comprendidas entre los 15 y 30 años y de nuevo entre los 50 y 70 años.

La enfermedad puede comenzar en la zona del recto. Puede comprometer todo el intestino grueso con el tiempo. También puede empezar en el recto y otras partes del intestino grueso al mismo tiempo.

Los factores de riesgo incluyen tener antecedentes familiares de colitis ulcerativa u otras enfermedades autoinmunes o ser de origen judío.

Síntomas
Los síntomas pueden ser más o menos graves. Pueden comenzar gradual o repentinamente. La mitad de las personas sólo tienen síntomas leves. Otras tienen episodios más graves que ocurren con mayor frecuencia. Muchos factores pueden llevar a que se presenten ataques.

Los síntomas pueden incluir:

Dolor abdominal (zona ventral) y cólicos.
Un sonido de gorgoteo o chapoteo que se escucha sobre el intestino.
Sangre y posiblemente pus en las heces.
Diarrea, desde sólo unos cuantos episodios hasta diarrea muy frecuente.
Fiebre
Sensación de que necesita evacuar las heces, aunque los intestinos ya estén vacíos. Puede implicar esfuerzo, dolor y cólicos (tenesmo).
Pérdida de peso
El crecimiento de los niños puede ser lento.

Otros síntomas que pueden ocurrir con la colitis ulcerativa incluyen los siguientes:

Dolor e hinchazón articular
Llagas (úlceras) bucales
Náuseas y vómitos
Protuberancias o úlceras en la piel
Pruebas y exámenes
La colonoscopia con biopsia generalmente se utiliza para diagnosticar la colitis ulcerativa. La colonoscopia también se utiliza para examinar a personas con colitis ulcerativa en busca de cáncer de colon.

Otros exámenes que se pueden hacer para ayudar a diagnosticar esta afección incluyen:

Enema opaco
Conteo sanguíneo completo (CSC)
Proteína C reactiva (PCR)
Tasa de sedimentación eritrocítica (ESR, por sus siglas en inglés)
Tratamiento
Los objetivos del tratamiento son:

Controlar los ataques agudos
Prevenir los ataques repetitivos
Ayudar a sanar el colon
Durante un episodio grave, usted puede necesitar tratamiento en el hospital para ataques graves. El médico puede recetar corticosteroides. A usted le pueden suministrar nutrientes a través de una vía intravenosa (a través de una vena).

DIETA Y NUTRICIÓN

Ciertos tipos de alimentos pueden empeorar la diarrea y los síntomas de gases. Este problema puede ser más grave durante los momentos de enfermedad activa. Las sugerencias para la alimentación incluyen:

Comer cantidades pequeñas de alimento a lo largo del día.
Beber mucha agua (consumo frecuente de cantidades pequeñas a lo largo del día).
Evitar los alimentos ricos en fibra (salvado, frijoles, nueces, semillas y palomitas de maíz).
Evitar los alimentos grasos, grasosos o fritos y las salsas (mantequilla, margarina y crema espesa).
Limitar los productos lácteos si tiene intolerancia a la lactosa. Los productos lácteos son una buena fuente de proteína y calcio.
ESTRÉS

Usted se puede sentir preocupado, avergonzado o incluso triste y deprimido por tener un accidente intestinal. Otros hechos estresantes en su vida, como mudarse, perder el trabajo o la pérdida de un ser querido pueden causar que empeoren los problemas digestivos.

Pida a su proveedor de atención médica consejos sobre cómo manejar el estrés.

MEDICINAS

Las medicinas que pueden usarse para disminuir la cantidad de ataques incluyen:

5-aminosalicilatos como mesalamina o sulfasalazina, los cuales pueden ayudar a controlar los síntomas moderados. Algunas formas del medicamento se toman por vía oral; otras se deben introducir en el recto.
Medicinas para calmar el sistema inmunitario.
Corticoesteroides como prednisona. Se pueden tomar por vía oral durante una reagudización o introducirse en el recto.
Terapia biológica si usted no responde a otros medicamentos.
El paracetamol (Tylenol) puede ayudar a aliviar el dolor leve. Evite fármacos como ácido acetilsalicílico (aspirin), ibuprofeno (Advil, Motrin) o naproxeno (Aleve, Naprosyn). Estos pueden hacer que sus síntomas empeoren.
CIRUGÍA

La cirugía para extirpar el colon cura la colitis ulcerativa y elimina la amenaza de que se presente cáncer de colon. Usted puede necesitar cirugía si tiene:

Colitis que no responde al tratamiento médico completo.
Cambios en el revestimiento del colon que pueden llevar a cáncer.
Problemas graves como ruptura del colon, sangrado intenso o megacolon tóxico.
La mayoría de las veces, se extirpa el colon entero, incluso el recto. Después de la cirugía, a usted le pueden hacer:

Una abertura en el abdomen llamada estoma (ileostomía). Las heces salen a través de esta abertura.
Un procedimiento que conecta el intestino delgado con el ano para lograr un funcionamiento intestinal más normal.

Expectativas (pronóstico)
Aproximadamente la mitad de las personas con colitis ulcerativa tienen síntomas leves. Los síntomas más graves tienen menos probabilidad de que respondan bien a los medicamentos.

La cura sólo es posible a través de la extirpación total del intestino grueso.

El riesgo de presentar cáncer de colon aumenta con cada década después del diagnóstico de colitis ulcerativa.

Posibles complicaciones
Usted tiene un riesgo más alto de cáncer del intestino delgado y el colon si tiene colitis ulcerativa. En algún momento, su proveedor de atención le recomendará exámenes para buscar cáncer de colon.

Los episodios más graves que se repiten pueden causar que las paredes de los intestinos se vuelvan más gruesas, llevando a que se presente:

Bloqueo o estrechamiento del colon
Episodios de sangrado intenso
Infecciones graves
Ensanchamiento (dilatación) repentino del intestino grueso en cuestión de 1 a varios días
Rupturas u orificios (perforación) en el colon
Los problemas para absorber los nutrientes pueden llevar a:

Adelgazamiento de los huesos (osteoporosis)
Problemas para mantener un peso saludable
Desarrollo y crecimiento lento en los niños
Los problemas menos comunes que pueden ocurrir incluyen:

Tipo de artritis que afecta los huesos y las articulaciones en la base de la columna vertebral, donde esta se conecta con la pelvis (espondilitis anquilosante)
Enfermedad hepática
Protuberancias (nódulos) rojas y sensibles debajo de la piel, que pueden convertirse en úlceras cutáneas
Llagas o hinchazón en el ojo
Cuándo contactar a un profesional médico
Llame a su proveedor si:

Presenta dolor abdominal continuo, sangrado nuevo o creciente, fiebre que no desaparece u otros síntomas de colitis ulcerativa.
Tiene colitis ulcerativa y los síntomas empeoran o no mejoran con el tratamiento.
Se presentan síntomas nuevos.
Prevención
No existe una forma de prevención conocida para esta enfermedad.

Nombres alternativos
Enfermedad inflamatoria intestinal (colitis ulcerativa); EII (colitis ulcerativa)

U.S. National Library of Medicine